Logotipo librería Marcial Pons
Góngora y el señor inquisidor

Góngora y el señor inquisidor
un autógrafo inédito de Don Lvis en edición facsímil

Papel: Rústica
10,00 €
Sin Stock. Envío en 7/10 días.

Resumen

La hispanista Amelia de Paz ha descubierto durante los trabajos previos de preparación de la exposición Góngora. La estrella inextinguible. Magnitud estética y universo contemporáneo, organizada por Acción Cultural Española (AC/E), un nuevo texto autógrafo de Góngora. El documento, encontrado en los fondos del Archivo Histórico Nacional en la sección de la Inquisición de Córdoba, es una testificación del poeta cordobés ante el Santo Oficio el 25 de febrero de 1597, en la que acusa al inquisidor de Córdoba, Alonso Jiménez de Reynoso, de una conducta irregular.


La testificación de Góngora ante el tribunal consta de diez páginas en las que relata, entre otros, los encuentros amorosos entre el inquisidor Reynoso y Doña María de Lara, a la que califica como “muy pública y escandalosa”.

Con motivo de este hallazgo Acción Cultural Española (AC/E) ha publicado Góngora y el señor inquisidor, una edición facsímil del autógrafo inédito del poeta cordobés presentado y transcrito por Amelia Paz. Se trata de una edición de 100 ejemplares numerados que se terminó de imprimir en Madrid el 23 de mayo de 2012, aniversario del fallecimiento del autor de las Soledades.

Hasta ahora sólo habían visto la luz una treintena de autógrafos de Góngora, exceptuando firmas y palabras sueltas. Entre los más destacados figuran las 28 cartas que Enrique Linares exhumó del manuscrito Angulo y Pulgar en 1892. Durante el siglo XX, sólo se conocieron los dos renglones con los que el poeta apostilló de su mano una carta dictada y que Dámaso Alonso dio a conocer en el tricentenario gongorino.

Para la gongorista Amelia de Paz el hallazgo del nuevo autógrafo cambiará, probablemente, la visión que se tenía hasta ahora del autor: “El contenido de este texto es insólito. Estamos acostumbrados a leer a un Góngora severo y serio. En este documento, se nos aparece un Góngora simpático y guasón, más cercano al estilo que marca en sus poemas”. Además, esta testificación ante el tribunal “nos muestra muchos detalles de la vida cotidiana de Góngora que no eran conocidos”, añade la investigadora.

Presentado y transcrito por Amelia Paz.

Resumen

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitar la navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

aceptar más información